Te explico las mejores y más sencillas soluciones de la medicina estética con ácido hialurónico

Otra de las cosas sobre las que nadie me avisó es que llega un día en que comienzas a perder la definición del ovalito, o que cada mañana, mirarte al espejo se convierte en una aventura, la de cómo amanecerás. Así que llegado ese punto, la mayoría de nosotras comenzamos a buscar fórmulas, específicos, reafirmantes y a preguntar por tratamientos efectivos.  A estas alturas, todavía alguna amiga me pregunta qué se puede hacer, cuáles son los trucos o cómo mejorar. Es inevitable hacernos mayores,  pero hoy en día los efectos del tiempo se pueden prevenir, mitigar y retrasar en gran medida. Vivimos un momento en que la medicina estética ofrece grandes soluciones para remediar las huellas de los años y ser mujeres estupendas de nuestra edad.

 

Estoy convencida de los beneficios de la utilización del ácido hialurónico como técnica fácil, inocua y no permanente que aporta hidratación profunda y resultados fantásticos. Bien aplicado proporciona armonía, tono y firmeza. Bajo la premisa “menos es más”, la búsqueda consiste en reponer lo perdido y no poner dónde nunca hubo, para lo que es fundamental estar asesorada por un especialista en medicina estética con formación específica, experiencia y sensibilidad.

 

En nuestro país existen excelentes profesionales en el campo de la medicina estética, entre ellos el Dr. Moisés Amselemexperto en ácido hialurónico, es un nombre de referencia en medios científicos y  belleza. Comenzó a desarrollar técnicas propias que han supuesto una revolución para la medicina estética y han sido adoptadas a nivel nacional e internacional. Es asesor científico en pretigiosos laboratorios, imparte cursos de formación a médicos de todo el mundo y desarrolla los más avanzados tratamientos faciales y corporales.

 

Algunas de las técnicas más emblemáticas del Doctor Amselem son Palo de Jockey para tratar el surco nasogeniano y proporcionar un lifting no quirúrgico, Sol radiante y Técnica Horaria para el rejuvenecimiento de la mirada, Proyección Órbito Malar para el tratamiento de las ojeras, Proyección Latero Facial  para la sujeción del óvalo de la cara o Luminous Face para reactivar los 5 puntos de luz en el rostro. Para las que sentís curiosidad,  os doy una serie de soluciones más concretas y diversas como para ofrecer respuesta a “eso” que os preocupa.

Clinica-Medico-Estetica-44-695x460

 

Problemas que tienen fácil solución

 

La mayoría de los puntos estratégicos a la hora de combatir las huellas que deja el paso del tiempo tienen una  solución mucho más sencilla de lo que imagináis. Elevar las cejas para abrir y descansar la mirada, atenuar las ojeras hundidas y zonas de pérdida de volumen para disminuir las líneas de expresión y aportar luminosidad, corregir el “código de barras” o definir y proyectar el mentón mediante infiltraciones localizadas son técnicas que en minutos devuelven un aspecto fresco y juvenil.

 

Realzar los pómulos o lograr un efecto “lifting sin cirugía”, tanto del tercio medio que atenúa el surco nasogeniano, como del tercio inferior para atenuar las líneas de marioneta son tratamientos que pueden solucionarse inyectando gel de ácido hialurónico siguiendo vectores de fuerza tensional sin necesidad de hilos,  sobre la arcada zigomática o sobre el óvalo facial.

 

Preguntas que siempre tenemos

 

  • Si me preguntáis por el dolor, una cuestión que sé preocupa a muchas, os diré que es mínimo, aunque esto, claro está es una cuestión subjetiva que además depende de la pericia de cada doctor.
  • Al ser una sustancia reabsorbible, la duración de los resultados dura en función de la densidad y tipo de hialurónico que requiera cada técnica, en torno a 6 meses como mínimo.
  • La edad ideal para comenzar suele ser los 40 años, aunque si se trata de mejorar calidad de piel o favorecer luminosidad se puede comenzar antes.
  • El precio varía en función del tipo de hialurónico que exija cada técnica, también de su calidad. Lo habitual es partir desde 300 euros, cada vial.
  • Recordad, como siempre aconsejo, que antes de llevar a cabo un tratamiento de estética es fundamental dirigirse a un especialista con buenas referencias, al que deberéis informar sobre vuestro historial médico y preguntar todas vuestras dudas.

 

La clave consiste en analizar de forma individual cada rostro, atendiendo al proceso de envejecimiento inherente a cada individuo en particular para recuperar lo que se perdió manteniendo la naturalidad. Como dice el doctor, y yo siempre he pensado, lo ideal después de un tratamiento es que te digan: “¡Qué guapa estás!”, y nunca escuchar: “¿Qué te has hecho?”.

 

Más información | Clínica Ácido Hialurónico Madrid

 

0
1 Comment
  • Isabel
    enero 28, 2017

    Fantástico post María Luisa Sorando. Explica con una claridad exquisita lo que puede aportarnos un buen tratamiento. El menos es más es fundamental. No pretendamos convertirnos en lo que nunca fuimos, pero que bien sienta mejorar algunas imperfecciones que por ley de vida aparecen. Yo creo que ya voy tarde pero voy a intentarlo, lo del código de barras me ha interesado muchísimo. Muchas gracias mi coah de belleza favorita!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies