Un cambio instantáneo: Brume Bonne Mine, de Givenchy

Ya no hay pretexto para no ir hecha un “brazo de mar”, aunque sea muy temprano, aunque no tengáis ganas de maquillaros, o sea uno de esos días en que creéis que no hay arreglo.

 

Esta mañana he probado uno de esos productos que hacen la vida más fácil. He esperado un tiempo prudencial para contarlo, porque quería conocer su evolución a lo largo del día. Todo va súper, así que, ¡ahí va! Ya no puedo esperar más para compartirlo.

 

Se llama Brume Bonne Mine, de la colección crucero de Givenchy, y es una bruma en spray que libera partículas de base de maquillaje fluidas, finísimas y sedosas que unifican y refrescan, dejando el rostro perfecto de manera instantánea.

 

En 5 segundos, ¡lista! Lo único que hay que hacer es agitar, vaporizar desde una distancia de 20 cm., y difuminar ligeramente con los dedos. Todo en un instante. Estoy impresionada con el resultado. Sin trazos, ni grumos, ni irregularidades, y tras casi 10 horas, siento la piel hidratada. No me preguntéis cómo es posible porque no me lo explico.

 

Lo más asombroso es que tiene una textura delicada y perfecta, gran fijación y un color único precioso (algo muy difícil de hallar). Está ideado para rostro, cuello y escote. Corrige imperfecciones, matifica, y aporta luz mediante un suave velo dorado. Esta mañana he cerrado los ojos, he vaporizado y, al abrirlos, era otra. Estoy radiante. Me encanta.

 

Sitio oficial | Givenchy 

18

No Comments Yet.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies